VIA VENETO

Buenos días, ya estoy de vuelta para traeros otra parada gastronómica de mi blog Lo sabes.
Hoy os traigo un clásico entre clásicos de la gastronomía de Barcelona.
El Via Veneto lleva abierto desde el 1967, regentado por la familia Monje con mucha dedicación.
Otra vez, gracias a mi gran amigo José he podido probar un restaurante fuera del alcance de mis economía actual.
Os intentaré transmitir las sensaciones que viví, la verdad es que mi expectativa era alta pero pensado aquello de a ver si solo le queda el nombre al restaurante y lo demás vale poco.
Solo entrar por la puerta te sientes como un rey, te reciben con un trato exquisito y te acomodan en la mesa, cabe decir que el día que cené, había partido de champions en el camp nou e hizo estragos en el numero de mesas, tan solo 3 ocupadas…
La primera impresión para mi de la decoración fue: bufff, es la misma del año 67, la verdad es que es muy muy clásica, es como si estuvieras en la conocida seria de Cuentame o alguna de la época… Pero aunque no os guste la decoración merece la pena abstraerse y concentrarse en la amplia carta acompañada de algunas sugerencias que muy amablemente te explican. La verdad es que no sabía que pedir, bueno si, el segundo plato lo tenia muy claro.
El servicio en el Via Veneto es el mas fiel que he visto al que yo aprendí en la escuela de hostelería, el de un camarero que es capaz de preparar platos delante del cliente como puede ser un pato a la presse, un steak tartar o algún postre como unas crepes. Debo decir que el servicio fue de 10 a nivel académico.
Pero bien, vayamos a por la comida, el servicio de pan me encantó, había cuatro distintos, yo me decanté por el de nueces i el de aceitunas negras. Los dos exquisitos en especial el de aceitunas, creo que me comí alguno mas durante la cena, jajja.
Lo acompañan con una mantequilla en forma de rulos, madre mía, cuantos rulos de mantequilla había preparado yo en la escuela de hostelería.

Una vez habíamos pedido, nos trajeron los aperitivos, un plato con 5 bocaditos distintos, correcto.

A partir de aquí, empezamos con los primeros platos, sin esperas innecesarias, yo opté por un tartar de atún rojo que le acompañaba un espárrago de gran calibre, había muchos contrastes de sabores y me pareció un plato excepcional tanto gustativamente como estéticamente.

Mi amigo pidió de primero unos riñones al jerez con una salsa holandesa y chips de alcachofa, a mi es un plato que no me dice nada pero José disfrutó muchisimo, en este caso se trataba de un plato fuera de carta.
Y aquí llegó para mi lo mejor de la velada, los dos pedimos de segundo steak tartar, es un plato con el que soy muy critico, me gusta hacerlo en casa y en muy pocos sitios lo hacen como se debería, es un plato que bajo mi punto de vista si te dejas un solo ingrediente, cambia el sabor completamente, por eso es muy importante saber medir bien las cantidades para conseguir un sabor óptimo. Me gustó el detalle de Luis, uno de los maitres que realizó un servicio perfecto y muy amable, que nos preguntó en que punto queríamos el steak y si lo queríamos con todos los picadillos.
Nos lo dieron a probar y lo acompañaron de las clásicas tostadas melbas y también unos airbags de patata. Pero os debo decir que no le hacían falta acompañamientos al steak, es el mejor que me he comido fuera de casa sin ninguna duda hasta el día de hoy.
A estas alturas estábamos un poco llenos, pero yo no me pude resistir a unas crepes suzette con helado de vainilla que disfruté muchisimo y que se prepararon al momento en la sala, José pidió unos higos regados con un poco de anís.
En conclusión, altísimo nivel, tanto en cocina como en servicio, pero la pregunta del millón es: La relación calidad precio es buena? Es difícil de decir ya que su nivel es muy alto pero creo se escapa un poco de ciertas economías y es una lastima. Yo personalmente si no me hubieran invitado dudo que hubiera ido…
Os dejo una foto de los petit fours antes de despedirme de vosotros hasta la próxima estación de mi blog que se trasladará a la capital de la comarca d’Osona, Vic, os espero hasta entonces no sin antes daros las gracias por las mas de 6000 visitas que ya hay en el blog, Lo sabes.

Un comentario

  1. Pues claro que te agrego a mis favoritos! aquí hay que compartirlo todo 😉

    No he estado en el Via Veneto y eso que es uno de los restaurantes más emblemáticos de toda Barcelona.. ya se nota la calidad.

    Saludines

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*